6 Situaciones Cuando Debería Visitar a Su Dentista Inmediatamente

6 Situaciones Cuando Debería Visitar a Su Dentista Inmediatamente

Por diferentes razones personales, mucha gente a menudo evita las visitas y chequeos dentales, pensando que no hace falta preocuparse sobre un asunto “poco significativo”, esperando que los problemas desaparezcan o se resuelven por sí mismos.

No obstante, en la mayoría de los casos, esto resulta ser una decisión muy errónea, ya que justamente ese tiempo que transcurre en la espera representa la peor decisión que una persona puede tomar. La situación en nuestra cavidad bucal puede empeorar rápidamente en tal medida que, cuando aparece el dolor de dientes ya no nos queda otro remedio que sacar el diente.

Para no tener que experimentar este escenario desagradable, hay que tomar todas las medidas posibles para prevenir cualquier tipo de deterioro dental, lo que se puede conseguir con chequeos periódicos y un cuidado dental adecuado. Esta vez le presentamos siete situaciones en las que no debería esperar, sino visitar a su dentista en seguida y evitar los inconvenientes.

¿Cuándo hay que visitar al dentista inmediatamente?

  1. Dolor constante e intensivo

El dolor de dientes representa el síntoma más común por el que los pacientes deciden buscar atención dental urgente. En estas situaciones, el dolor dura un par de días y no es posible aliviarlo con medicamentos.

Estos casos también pueden ser acompañados por una temperatura elevada, que no debería ignorarse, ya que puede llevarle hacia condiciones que ponen su vida en peligro. El diente que causa este tipo de síntomas normalmente se extrae, o en algunos casos menos complicados, se salva con un tratamiento endodóntico.

Si se trata de un proceso inflamatorio, aparece un dolor intensivo, acompañado por la sensibilidad dental, estímulos térmicos (caliente – frío), etc. La aparición de caries que no se cura a tiempo, puede causar la inflamación, por lo cual es muy importante realizar los chequeos odontológicos cada seis meses.

De esta manera su dentista podrá detectar la caries a tiempo y empezar con un tratamiento adecuado para su eliminación.

  1. Cambio del color de diente

A veces, los dientes pueden perder su vitalidad espontáneamente, es decir sin los síntomas destacados. En algunos casos la presencia de caries puede manifestarse con el cambio del color de diente, que puede tener un color amarillo, marrón o cualquier otro matiz oscuro. Los dientes de este tipo también deberían ser curados con un tratamiento endodóntico.  

  1. Sangrado de encías

Cuando las encías sangran no hay que esperar; esto representa un signo de encías inflamadas y es muy favorable para el desarrollo de enfermedades periodontales – gingivitis y periodontitis.

Para prevenir la aparición de este tipo de enfermedades, hay que visitar al dentista y hacer un pulido dental, al menos dos veces al año. De esta manera se eliminan la placa acumulada en todas las partes de la cavidad bucal y disminuye el riesgo de sufrir las enfermedades periodontales.

  1. Aliento desagradable

La presencia del aliento desagradable es uno de los síntomas más evidentes que su cavidad bucal necesita un chequeo médico. El mal aliento puede aparecer debido a la presencia de caries, enfermedades periodontales, procesos inflamatorios, etc.

En esta situación, prolongar el tiempo de espera puede ser fatal, puesto que cada uno de los síntomas mencionados se puede extender en otros dientes y causarle más daño que una visita simple a su experto de confianza.

  1. Fracturas dentales

Ya sea el resultado de un daño, accidente o trauma en la que una parte de su diente se ha roto, o simplemente se ha roto por sí mismo, no dude en programar una cita médica. Recuerde que cada unidad dental es importante y que la necesita en los procesos cotidianos, como por ejemplo comer, masticar, beber, hablar, tragar…

Las fracturas dentales se pueden resolver con éxito, gracias al progreso de implantología contemporánea, después de que el dentista revise el daño ya existente y la situación general de su boca y mandíbula.

Fracturas dentales

  1.  Sangramiento abundante o dolor después de las intervenciones dentales

Las intervenciones dentales a menudo pueden ser muy desagradables y en algunos casos muy dolorosas después del procedimiento aplicado. Después de una restauración dental, trabajo protésico o una intervención quirúrgica se puede esperar un período de sangramiento o incluso dolor en el área de intervención.

Ante todo, es importante emplear estrictamente las instrucciones del dentista. Sin embargo, si alguno de estos síntomas dura más de lo esperado o se aumentan en vez de disminuir es necesario acudir a una consulta dental para resolver el problema lo más pronto posible y así prevenir las consecuencias más graves.

Ir al dentista… ¡Obligatoriamente!

Lamentablemente, para su propio bienestar y la salud de sus dientes no es suficiente solamente cepillar los dientes dos veces al día y usar el hilo dental junto con los enjuagues.

Las consultas con su dentista son obligatorias, puesto que con estas se puede prevenir todas las situaciones antes mencionadas y proteger su salud bucodental en un nivel bastante alto.

Por eso, no evite a su dentista; los chequeos deberían realizarse cada seis meses y un pulido dental detallado al menos dos veces al año. Buena noticia es que los expertos de Doral siempre están disponibles para encargarse de que su sonrisa sea perfecta. ¡Programe su cita ya, le esperamos!

, ,

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *